AVISO Y RECOMENDACIÓN

Su navegador web (Internet Explorer 6) está obsoleto lo cual puede provocar que ciertos elementos se muestren descolocados o no se carguen correctamente. Además, tampoco podrá ver bien, populares webs como Youtube o Facebook, entre otras muchas.

Le recomendamos actualizar su navegador aquí o instalarse otros fantásticos nevagadores gratuitos como Firefox o Chrome.

Ah, y no olvide guardar nuestra web en favoritos! Muchas gracias :)

RIMADO DE CIUDAD: 30 AÑOS DESPUÉS

Los poemas de Luis García Montero, la fotografía de José Garrido y Javier Algarra, y la música de Magic y T.N.T. han tenido con el tiempo caminos muy diferentes. Olvidos.es abre la carpeta de aquella publicación, el Diario de Granada de la época y recupera fotografías de Javier Martín, para pasados 30 + 1 años recordar Rimado de Ciudad, una aventura gráfica, poética y musical que empezó y acabó en 1983, en la ciudad de Granada.

RIMADO DE CIUDAD

  • Poemas de LUIS GARCÍA MONTERO
  • Música de MAGIC y T.N.T.
  • Fotografías de JOSE GARRIDO Y JAVIER ALGARRA
  • Diseño de JUAN VIDA
  • Producción musical de FERNANDO MIRANDA
  • Ideado y dirigido por MARIANO MARESCA
  • Impreso en GRAFICAS SOLINIEVE S.A. – GRANADA
  • Producido y editado por el ECMO. AYUNTAMIENTO DE LA CIUDAD DE GRANADA
Granada, mayo de 1983


Fases de este proceso

987654321

4El Aguilucho

LUIS GARCÍA MONTERO

(1983)

1

Porque nació sin luz y en una esquina
demasiado lejana de la vida,
porque el dolor ha sido su rutina
de posguerra feroz, en donde anida
la grasa de los años, la sentina
de una historia en la sombra repetida.
Porque tuvo que huir, porque la huida
dejó de ser un día su morfina,
rompió en la vida a punta de navaja,
llevó su corazón a la osadía
comprando el mundo sin pasar por caja.
Y la piel le pidió comisaría,
y bajó a la ciudad, se dio de baja
en la lista oficial de la poesía.

2

“…en tierra, en humo, en polvo, en sombra, en nada".
LUIS DE GONGORA
Por las altas miradas de la espera
se vio salir a punta de pistola,
irrumpiendo feroz como una ola
sobre la orilla calma de la acera.
Conquista el coche, arranca y acelera
cuando histérica estalla, loca, sola,
por detrás de un panel de Cocacola
la sirena precoz de una lechera.
Cruces, Stop, portales, en cornisas
letreros luminosos, calles, rojos
semáforos que quedan de pasada.
Y la velocidad del parabrisas
que la ciudad convierte ante sus ojos
en tierra, en polvo, en humo, en sombra, en nada.

3

Un año ya. Debajo del tejado
intuye amanecer en sus desvelos,
mientras el sol se arrastra por los suelos
dominando la luz del alumbrado.
Saberse muerte, lejos, olvidado.
sosteniendo la vida por los pelos
y a la sombra de negros rascacielos
estar a solas o sentirse anclado.
Un año ya mirando sobre el muro
que hoy encierra el dolor y lo encadena.
Es dificil vivir, también es duro
entretener el tiempo de la trena
pensando en escaparse del futuro
y no cumplir entera su condena.

4

Sacó el talego. Le arrancó la china
que deshizo veloz sobre el tabaco
y luego recogió la cartulina
que hecha filtro le dio su amigo El Flaco.
Liaron el canuto en una esquina.
Hace dos días que salió del saco
y ha entregado su vida a la rutina
de ocultar la pasión por el atraco.
Atardece la luz, comienza el día
a naufragar en medio del asalto
que provoca el neón. Y policía,
a los dos camaradas les da el alto
la ciudad que lejana los espía
sobre la mano abierta de su asfalto.

5

Si se acerca será tranquilamente,
con una cola larga de caballo
y el instinto en la piel, casi de mayo
su roja suavidad adolescente.
Sirena de polígono, la muerte
traerá por ojos cálidos cuchillos.
Vendrá de las alarmas por los brillos
de un horizonte urbano para verte.
Tal vez te lleve al mar. Sin un reproche
huirás de la ciudad sobre su coche
que atropella la luna y la violenta.
¡Viejo príncipe azul sin cenicienta!
Demasiada pasión para una noche,
sobre todo si es noche de tormenta.

Añadir comentario

Enviar este artículo

Comentarios a "El Aguilucho"

Fases de este proceso

987654321